viernes, 3 de septiembre de 2010

Entre miradas

Me hiciste saber que no necesitabamos quitarnos la ropa para hacer el amor. Entre caricias fuimos llegando poco a poco a un mundo en el que ya no estorbaban ni la ropa, ni los cuerpos, ni la luz, ni la gente, ni el aire, ni el agua, ni el pan, ni el vino. Y yo sabía que llegabas al orgasmo una vez que vi salir el flujo salado de tus ojos, rodar la lagrima por tu mejilla y decirme te amo...

2 comentarios:

  1. siempre me pregunto como existe personas que puede escribir cosas tan hermosas como las de usted no me queda la menor duda que son letras que salen del alma del lo mas profundo del corazon del sentimiento que causan las cosa y es un honor tener gente como usted buenas noches .....

    ResponderEliminar
  2. Me sorprende de usted que tenga tanta paciencia y delicadeza para leer de vez en cuando lo que subo por aquí. En realidad lo que yo pueda escribir no significa mucho, hay gente que en verdad escribe bien, los míos no son más que intentos, las más de las veces, muy malos... Pero gracias por lo dicho

    ResponderEliminar